jueves, 14 de noviembre de 2019

  • Áñez remueve al alto mando militar y llama cobarde a Evo
    El comandante en jefe, Carlos Orellana Centellas, saluda a la mandataria interina de Bolivia, Jeanine Áñez, durante la juramentación del nuevo Alto Cargo Militar ayer en el Palacio Quemado, en La Paz, Bolivia. EFE
Agencias
La Paz
La presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, tomo ayer la decisión de nombrar un Alto Mando Militar en periodo de transición, como primera medida al día siguiente de asumir el cargo.
Áñez asumió la Presidencia el martes, después de que Evo Morales renunciara el domingo ante una recomendación de los militares, debido a un informe de la OEA en el que se denunciaban graves irregularidades en los comicios del 20 de octubre, en los que fue reelegido para un cuarto mandato.
La presidenta posesionó ayer al general del Ejército Carlos Orellana como comandante de las Fuerzas Armadas, en un acto realizado en el Palacio de Gobierno de La Paz, donde desde agosto del año pasado no se realizan actos oficiales.
También asumieron la dirección del Ejército el general Iván Patricio Rioja, de la Fuerza Aérea Boliviana el general Ciro Orlando Álvarez Armada y de la Armada Boliviana el contraalmirante Moisés Orlando Mejía Heredia.
El acto de juramento se enmarcó en un protocolo en el que se repuso un crucifijo y dos cirios junto a la Constitución de Bolivia, a pesar de que se en ella se establece de que el Estado boliviano es laico.
Al momento de asumir esa responsabilidad, el nuevo comandante de las Fuerzas Armadas, Carlos Orellana, llamó “a la calma a toda la población de Bolivia” para que se depongan actitudes “intransigentes”.
En las últimas jornadas varios grupos, principalmente los que han rechazado la renuncia de Evo Morales, se han visto envueltos en algunos actos en los que se han destruido dependencias públicas y privadas.
Esos enfrentamientos se produjeron ciudades como La Paz, El Alto y Cochabamba entre partidarios y detractores de Morales y durante todo el conflicto se reportaron ocho muertos y 508 heridos.
Evo fue cobarde
Áñez dijo que Morales, ahora en calidad de asilado en México, “se fue porque no se atrevía” a responderle al país. “El presidente Morales se fue porque quiso, porque no se atrevía a responderle al país, ese fue un acto cobarde (...) ahora está en México queriendo verse como una víctima y queriendo engañar al mundo entero diciendo que lo que hubo en Bolivia fue un golpe”, afirmó Ánez en una entrevista con CNN en Español, la primera que ofrece tras asumir la Presidencia.
La abogada, de 52 años, sostuvo que se conformará un Tribunal Supremo Electoral (TSE) para que convoque elecciones pronto.
Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Para colocar tú publicidad

Celular: 1646-338-5164 en Estados Unidos
849-880-5988 en República Dominicana
Facebook: Alianza Informativa
Twitter: @AlianzaInformativaINT
GMAIL: alianzainformativard@gmail.com

Visitas

Noticias Populares